4 may. 2013

CIRCULAR EN PUNTO MUERTO II: IMPACTO EN LA SEGURIDAD

...Continuación post anterior.

Repinto una vez más, en ningún momento se está animando o recomendando a nadie circular en punto muerto, o en posición neutra para coches con cambio automático.

El motivo es su impacto en la seguridad. Es decir, no se equivocaban en la autoescuela cuando te enseñaban que no se debe circular en punto muerto. Básicamente tenemos dos problemas al circular en punto muerto: no podemos acelerar (hasta que engranemos una marcha), y se reduce la velocidad máxima de paso por curva.

En un conductor respetuoso con los límites de velocidad, y conduciendo un coche razonablemente estable y en buen estado, la menor velocidad posible de paso por curva no debería ser un problema, salvo el caso de firme muy deslizante. Ya que con un firme seco y en buen estado el coche dispone de (salvo mala señalización de la carretera) un gran margen de seguridad. Podemos tomar cualquier curva a la máxima velocidad permitida en punto muerto y jamás saltará el control de estabilidad, y mucho menos habrá peligro de perder el control del vehículo. Sin embargo, esto deja de ser cierto en condiciones de baja adherencia. Por tanto, aunque sea una obviedad, mucha atención a no tomar curvas demasiado rápido en punto muerto, estamos asumiendo un riesgo inaceptable.
NOTA: disculpad que insista, pero las curvas se deben tomar razonablemente despacio siempre. Entendiendo despacio como lejos de las capacidades del coche. Existen un gran número de motivos: la velocidad de la curva puede estar mal señalizada, podemos encontrar una mancha de aceite, podemos tener un reventón de un neumático, podemos encontrar un obstáculo que nos obligue a realizar una frenada de emergencia, podemos tener un despiste del conductor... Además, si estás interesado en consumir poco, tomar una curva fuerte aumenta la resistencia de rodadura.

El segundo problema es la falta de capacidad de aceleración. Afortunadamente es poco habitual tener situaciones de emergencia en las que se necesite acelerar súbitamente. Además, cuando esa situación se da, normalmente tendremos que engranar una marcha más corta. Por tanto, tampoco hay tanta diferencia entre circular por ejemplo en 5ª marcha, y tener que engranar 4ª marcha para dar un acelerón al coche; y circular en punto muerto, y engranar 4ª marcha. Aunque siempre se pueden dar circunstancias  en las que la falta de capacidad de aceleración pueda afectar a la seguridad.

Hay mucha gente que magnifica el peligro de circular en punto muerto aduciendo una limitación en la capacidad de frenada. Craso error. Circular en punto muerto no afecta en cambio a la capacidad de frenado en un coche1. Lo que frena un coche es el rozamiento entre la rueda y el suelo, y la forma de conseguir ese rozamiento en una frenada de emergencia es mediante el accionamiento de los frenos, no mediante el freno motor. Para los descreídos sobre este punto podéis consultar multitud de fuentes, por ejemplo este artículo de la DGT2. Cualquier experto te recomendará siempre en una frenada de emergencia pisar el embrague a tope. Básicamente por dos motivos, el freno siempre frena mejor que el motor (especialmente en un coche moderno con ABS y control de estabilidad), y si no se pisa el embrague hay riesgo de que se cale el motor, lo cual puede ser catastrófico al menos por dos motivos: se pueden bloquear las ruedas, y no tenemos ninguna capacidad de aceleración.
NOTA 1: estoy considerando un coche razonablemente moderno y bien mantenido, y circulando a velocidades legales. En esas condiciones el freno debería tener capacidad de bloquear las ruedas, y la ayuda del freno motor no es necesaria.
NOTA 2: DGT - dirección general de tráfico de España.
NOTA: algún despistado puede decir que al bajar un puerto de montaña en punto muerto se sobrecargan los frenos. Esto es un grave error, si frenas en punto muerto (salvo frenadas de emergencia) es que no estás utilizando el punto muerto correctamente. En una bajada pronunciada mucho antes de accionar el freno estaremos utilizando el freno motor.


En mi humilde opinión circular en punto muerto a las velocidades legales tiene un impacto en la seguridad mucho menor a otras prácticas habituales al volante, como no respetar los límites de velocidad o circular con las ruedas desgastadas hasta el mínimo permitido, sin embargo el riesgo está ahí, y cada uno debe elegir si está dispuesto a asumirlo.

 En el caso de circulación urbana este riesgo es tan pequeño, que en mi opinión debería ser aceptable para cualquier conductor. En autopista, en un tramo con poco tráfico, el riesgo también me parece muy bajo. En las demás condiciones cada uno debe tomar sus decisiones.

Un último comentario: existen cambios automáticos inteligentes que automáticamente seleccionan la posición neutra cuando es beneficioso para el consumo. Esto no es nuevo, por ejemplo ver este post sobre el Audi A2. En estos momentos por ejemplo Porsche comercializa muchos cambios con esta función. Evidentemente con este tipo de cambios el impacto en la seguridad es despreciable, sin embargo sólo aprovechan la opción de circular en punto muerto puntualmente. No conseguiremos ahorros en consumo comparables a seleccionar la posición neutra manualmente.

Continuará...

No hay comentarios:

Publicar un comentario